miércoles, 23 de abril de 2014

Crónicas y anécdotas de Miguel Najdorf - 30 de noviembre de 1991 * CLARIN

El concepto sigue vigente.
Por Miguel Najdorf 
Buenos Aires, sábado 30 de noviembre de 1991 * CLARIN
Ajedrez Magistral


Mañana comienza otra edición del Campeonato Argentino. Aunque no sea el más fuerte de todos los torneos nacionales. sin duda es uno de los más importantes por su tradición histórica, desde aquel primer campeonato argentino que consagró a Damián Reca allá por 1920.
Verdaderamente hay que reconocer el mérito de la Federación Argentina de Ajedrez de haber logrado en tiempos difíciles, una edición mas allá del magno torneo nacional en el Teatro San Martín.
Indudablemente será un torneo de éxito. Los más jóvenes tendrán la oportunidad de jugar con los más veteranos. como Panno, Quinteros y quien esto escribe. Seguramente que nos darán más de un dolor de cabeza, y entre ellos siempre hay uno que da la nota. La historia es así. Algún futuro campeón estará en este torneo asi aparecieron Keres. Kasparov. Ivanchuk y Shirov. por citar algunos.
Estoy contento. Me gusta batir récords como aquel de San Pablo, en 1947. Por primera vez un ajedrecista de 81 años participa en un campeonato nacional. ?Me comerán todo'? Espero que no.
No me preparé, ni pienso hacerlo. Todavía tengo conmigo a un aliado infaltable para el ajedrecista: el concepto. Precisamente de eso quiero hablarles en esta nota. La partida que veremos es un ejemplo del viejo maestro David Bronstein (67 años), quien en 1951 logró empatar un match con el entonces campeón del mundo el genial Botvinnik. Bronstein no tiene los resultados fabulosos de su juventud, pero conserva las ideas tan frescas como cuando comenzó a mover las, piezas. Veamos esta partida rápida ante uno de los grandes maestros más fuertes de la actualidad: Mikahil Gurevich.


La partida publicada.
(POR ALGUNA RAZÓN QUE DESCONOZCO EL ARTICULO DA CUENTA HASTA LA JUGADA 50 ACÁ ESTA COMPLETA)

A pesar de ser una partida rápida el genio de Bronstein tejió una brillante concepción, El caballo tenía que saltar a d5 y para ello no vaciló en entregar dos peones. A consecuencia de ello las blancas ganaron la calidad y el resto fue cuestión de técnica.

*Sigue firme 

Como pueden apreciar el concepto no se pierde con el correr de los años: por el contrario creo que mejora debido a la experiencia. Bronstein tiene 67 años y sigue presentando batalla sobre el tablero y algunas veces produce esas brillanteces que en sus años mozos eran el deleite de los aficionados.



1 comentario:

  1. Tal vez Najdorf consideró que la captura del alfil era algo ridícula para publicarla y que no merecía publicarse. Tal vez.
    Saluos. Mario.

    ResponderEliminar

gracias por tus palabras y comentarios, el intercambio de ideas nos enriquece a todos

ACTUALIDAD

Adams,M - Nepomniachtchi,I [B90] 08.12.2017 0-1

Games [Event "9th London Classic"] [Site "London ENG"] [Date "2017.12.08"] [Round "6.4"...